Blogia
Eloísa Guerrero

Internalización Secundaria

Como ya sabemos resulta imposible la socialización sin pasar por las otras etapas: externalización, internalización y objetivación; después de la primera socialización se produce la socialización secundaria la cual se caracteriza por la división del trabajo y la distribución social, buscando así la internalización de otros conocimientos más específicos o submundos, en otras palabras se adquieren “roles” en la sociedad.
Esta segunda etapa requiere de vocabulario específico, lo que significa que debemos de apropiarnos de palabras que vayan de acuerdo con el papel que escogimos desempeñar en un área institucional (empresa-profesión), contrastando con el mundo que internalizamos en el la primera etapa donde había unas figuras afectivas ya destinadas que aun prevalecen.
Ahora las limitaciones biológicas se vuelven menos importantes en la secuencia aprendizaje, las cuales se establecen dependiendo de los conocimientos que hasta ahora hemos interiorizado, es decir, para aprender una cosa no necesariamente tenemos que tener un antecedente, a diferencia de la primera etapa. Mientras que esta última etapa no puede efectuarse sin una identificación con carga emocional del niño con sus otros significantes (padres), la mayor parte de la socialización secundaria pude prescindir de esto y proceder efectivamente con la identificación que se da de manera natural entre los seres humanos. Por otra parte los “roles” de la socialización secundaria se pueden separan fácilmente del individuo que lo desempeña, es decir, cualquier persona puede desempeñar el mismo rol o profesión, sin que tenga que ser siempre la misma persona.
Para que un conocimiento quede interiorizado en la segunda etapa es necesario que se usen técnicas para familiarizar a la persona con dicho conocimiento; el carácter y el grado preciso de la técnica variará de acuerdo a las motivaciones que tenga el individuo para la adquisición del nuevo saber.
Para la obtención cognoscitiva es necesario el interés creado de quienes administran el proceso de socialización, a veces la necesidad de técnicas intensificadoras puede provenir de factores tanto intrínsecos como extrínsecos.
Por último tenemos que distribución de tareas entre la socialización primaria y la secundaria varia de acuerdo con la complejidad de la distribución social del conocimiento ; esto puede hacer que resulte sencillo el mismo organismo institucional puede pasar de la socialización primaria a la secundaria y realizar , en gran medida, la segunda; el desenvolvimiento de la educación es un claro ejemplo de la socialización secundaria.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres